viernes, 14 de agosto de 2009

Un auténtico pura sangre


Ferrari acaba de presentar el nuevo 458 Italia, genuino pura sangre, un deportivo para aquellos que buscan prestaciones puras.
Con esta nueva incorporación, la gama Ferrari quedaría formada por el 458 Italia para aquellos usuarios que demandan deportividad, mientras que el otro modelo de ocho cilindros -el California- estaría destinado a aquellos compradores polivalentes que también demandan ciertas dosis de versatilidad y confort.
Respecto al modelo que sustituye, el nuevo Ferrari 458 Italia presenta unas dimensiones similares a las del F430. De hecho sólo es un centímetro más largo -4,52 metros-, puesto que la anchura -1,93 metros- y la altura -1,21 metros- no varían respecto a su predecesor. La batalla sí que ha sido aumentada ligeramente en cinco centímetros.
No obstante, donde se aprecian los mayores cambios es en la contención del peso. Y es que mientras que el anterior F430 detenía la báscula en los 1.525 kilos, este nuevo Ferrari pesa 1.380 kilos, 145 kilos menos. Con esta medida, la nueva relación peso/potencia de este Ferrari es de 2,42 kilos por caballo, frente a los 3,11 kilos por caballo del anterior F430.
Junto a la reducción de peso, buena parte de culpa de esta increíble relación peso/potencia la tiene el propulsor. Se trata de un nuevo desarrollo de Ferrari. Situado en la parte trasera y en posición central, esta mecánica de ocho cilindros en V y 4,5 litros logra una potencia máxima de 570 caballos a 9.000 revoluciones, con un par máximo de 540 Nm. a 6.000 revoluciones.
El 458 Italia es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 3,4 segundos -0,6 segundos más rápido que el F430- y logra una velocidad máxima de 325 kilómetros por hora -10 kilómetros por hora más.

No hay comentarios:

Publicar un comentario