martes, 19 de abril de 2011

VW Beetle, un clásico que rejuvence

Se rejuvence
Volkswagen presenta la tercera generación del Beetle, modelo que nació en 1998 rememorando al mítico “Escarabajo”. Es ahora más grande, luce más parecido al original y trae más equipamiento.
Un nuevo capítulo que se escribe en la historia de este modelo que marcó toda una época en la industria automotriz. El “Escarabajo” renace una vez más, es la tercera desde que comenzó la nueva era en 1998, momento en que se lo bautizó como New Beetle. Sumando el original y el contemporáneo la cifra de producción de este auto supera las 22 millones de unidades.
Lo primero a remarcar es que desde ahora abandona la palabra New para llamarse simplemente Beetle, así a secas, tal como se llamó en sus inicios.
A diferencia de la generación saliente, ésta lo encuentra con una carrocería más larga y ancha. Mide 4,27 m de largo (15 cm más que el anterior) y 1,80 de ancho (8 cm más) y además crece 2 cm su distancia entre ejes que es de 2,53 metros. La única cota que disminuye es la altura que baja 1 centímetro hasta llegar a 1,48 m; mientras que el baúl es el sector que sale más beneficiado al pasar de 214 a 310 litros.
En su estética se destacan el capó más largo, los guardabarros y el techo aplanados (su forma general es menos ovoide), y el parabrisas más inclinado. Con estos retoques Walter de Silva y su equipo de diseño buscaron dejarlo más parecido al modelo original. Por otra parte, las versiones más potentes llevan un alerón trasero pintado en dos colores como rasgo distintivo.
Gama de motores
El flamante Beetle contará con tres mecánicas nafteras y dos diesel. Las primeras serán el 1.2 TSI de 105 CV, el 1.4 TSI de 160 y el 2.0 TSI de 200 caballos. La familia diesel tendrá como integrantes al 1.6 TDI de 105 CV y el 2.0 TDI de 140 caballos.
Todos los motores se combinarán con una caja manual y como opcional se podrá elegir una automática DSG de doble embrague.
Puertas adentro
El habitáculo se destaca por ofrecer una posición de manejo más baja y por incluir un panel de instrumentos adicional sobre la superior de la consola y que agrupa los indicadores de la temperatura del aceite, un cronómetro y un indicador de la presión de admisión. En lo referente a la decoración, el panel frontal podrá ser de tres colores diferentes: gris pimienta (Pepper Grey), fibra de carbono (Carbon Fiber) o bien del color de la carrocería.
Otro de los cambios involucra al techo panorámico que es un 80% más grande que el anterior y que según afirma la compañía absorbe el 99% de los rayos ultravioleta y el 92% del calor.
Serán tres las versiones de equipamiento: Beetle, Design y Sport y si bien sus contenidos aún no fueron comunicados, esta nueva generación incluirá de serie seis airbags y control de estabilidad, además podrá llevar faros de bixenón con leds para las luces de posición; navegador; doble guantera (con apertura hacia arriba); llantas de aleación de hasta 19 pulgadas; y un moderno equipo de audio de 400 W de potencia, entre lo más importante.
Las dos versiones nafteras más potentes vendrás de serie con el sistema “XDS”, que trabaja de manera similar a un diferencial de deslizamiento limitado frenando la rueda que pierde adherencia para evitar el efecto de subviraje en una curva.
Estados Unidos será el primer mercado donde desembarcará el nuevo Beetle. Esto será en septiembre y para octubre está prevista su llegada a los concesionarios europeos. Más tarde arribará al continente asiático y se estima que entre finales de 2012 y principios de 2013 le llegará el turno a nuestra región.
 
 
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario